La humanidad frente al espejo

Ni Gandhi, ni John Lennon, ni Martin Luther King, ni tampoco Greta… Ha tenido que ser un virus, un microbio de diminuto tamaño con nombre de realeza, quien venga a derrumbar nuestro mundo y a susurrarnos al oído que, como humanidad, llevábamos demasiado tiempo jugando a la ruleta rusa. Desde hace días, todos asistimos atónitos a una situación que hace meses parecía inverosímil, más bien de película o serie de ciencia ficción, pero que a ojos de los expertos vivía a nuestro lado, comía en nuestra mesa y siempre fue parte del paisaje, pero no nos habíamos dado cuenta.

Seguir leyendo.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: