Sancionan ley que multa a los que abandonen a los animales, y castiga la zoofilia

En firme quedó la propuesta que aumenta las multas para aquellos que maltraten los animales.

La iniciativa se convirtió en la Ley 133 del 17 de marzo de 2020, luego de que el presidente Laurentino Nito Cortizo sancionara el proyecto que modifica la Ley 70 de 2012 sobre la protección de animales domésticos, y artículos del Código Penal.

Esta norma señala que quien incumpla alguna medida zoosanitaria o cometa algún delito contra algún animal doméstico será castigado con multas que van de $100 a $1,000, trabajo comunitario, y cursos de 40 horas sobre el cuidado de los animales.

En ese sentido, el propietario está obligado a mantener al día su registro de vacunación o control veterinario. Además deberá recoger los excrementos del animal cuando esté en la calle, y en el caso de que el animal esté amarrado por razones de seguridad, se le debe mantener una cadena o soga que no lo maltrate y le permita moverse y tener acceso a su fuente de alimentación e hidratación.

También se establece que quien posea varios animales domésticos, deberá evitar el hacinamiento. De darse la infracción de estas medidas zoosanitarias las sanciones van de $100 a $300, aplicable por los jueces de paz, quienes quedan con la competencia para actuar en casos de molestias o daños causados por animales domésticos o en soltura; así como por violencia, maltrato o lesiones contra estos. Si se producen lesiones contra estos animales, el juez de paz podrá ordenar al municipio respectivo la inspección del lugar de los hechos y, de ser necesario, el decomiso del animal maltratado.

Igualmente se contempla como delito llevar a cabo prácticas de zoofilia o propiciarlas. Las lesiones leves por esta práctica serán castigadas con multas que van de $500 a $1,000, trabajo comunitario, y la obligación de asistir a un “curso de 40 horas en materia de derechos de los animales y no maltrato”.

Será un delito que el propietario de un animal doméstico lo abandone, que no le provea de alimentación adecuada, que lo mantenga -deliberada o negligentemente- en condiciones sanitarias inadecuadas, o en jaulas inapropiadas, según su especie y tamaño.

No proveer al animal de un tratamiento médico, en caso de ser necesario, y no protegerlo contra las inclemencias del tiempo si está en áreas exteriores de la vivienda, también son faltas que serán sancionadas con multas que van desde $100 a $1,000, con trabajo comunitario, y la obligación de asistir al curso sobre derechos de los animales.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: